Índice del post

La prueba de paternidad tiene por objetivo determinar la relación biológica entre dos personas. En otras palabras, nos permite señalar quién es el padre o madre biológico de un hijo o hija. Una extensión de este tipo de análisis son las pruebas de parentesco, que permiten conocer otros tipos de relación familiar: hermanos, abuelos, tíos, primos, etc.

Las pruebas de paternidad y parentesco consisten en un análisis del ADN de cada individuo para obtener el llamado perfil genético o huella genética. Al comparar los perfiles genéticos obtenidos en dos individuos, se podrá conocer la relación entre ellos.

Test de paternidad

¿Cómo funciona una prueba de paternidad?

Heredamos la mitad de nuestro material genético de nuestro padre y la otra mitad de nuestra madre. En nuestro ADN encontramos regiones codificantes, los genes, que representan tan sólo el 2% de todo nuestro genoma y regiones no codificantes. En estas regiones encontramos, entre otros elementos, secciones repletas de repeticiones: secuencias cortas de bases de ADN que se encadenan siempre de la misma manera. Las pruebas de paternidad se basan en el análisis de estas regiones repetitivas del ADN.

Los científicos se refieren a estas repeticiones con el término inglés short tandem repeat(STR). Los STR están formados por entre dos y siete bases de ADN que pueden repetirse muchas veces. La secuencia «GATC», por ejemplo, puede aparecer ocho veces en una persona, pero quince veces en otra.

Son tan individuales como una huella dactilar y permiten identificar a las personas de forma casi única (con la excepción de los gemelos idénticos).

Una prueba de paternidad no es una prueba genética, porque proporciona poca información sobre los genes heredados. En cambio, determina la longitud de los segmentos individuales de ADN, y al hacerlo revela mucho sobre la ascendencia.

El análisis comienza con la extracción del ADN de una muestra (generalmente saliva). Debido a que la cantidad de ADN obtenida de estas muestras es muy pequeña, es necesario amplificar primero el ADN para poder analizarlo. Para ello los científicos utiliza la reacción en cadena de la polimerasa (PCR): en pocas horas se pueden producir millones de copias de las secciones de STR. A continuación, las copias de ADN se unen a un fluoróforo para hacerlas visibles en el siguiente paso.

Prueba paternidad, cómo funciona

Los segmentos de STR difieren en longitud y también sus copias generadas mediante PCR. Por ello, la muestra obtenida tras la amplificación es enviada a través de una red de malla estrecha en la que las copias pequeñas se mueven más rápido que las grandes. En esta llamada electroforesis, la velocidad con la que migran las copias de ADN puede utilizarse para inferir su longitud.

En una prueba de paternidad se analizan entre 15 y 40 marcadores de ADN. Al final del análisis, los científicos disponen de un gran número de puntos de medición, por separado para el padre, el hijo y, en ocasiones, también la madre. No obstante, con ello no basta, el paso crucial en un test de paternidad es la evaluación estadística de los datos con programas especiales

¿Qué muestras se necesitan para una prueba de paternidad?

Todas las células del cuerpo contienen ADN. Por lo tanto, las muestras de sangre, pelo o saliva (que contiene las propias células del cuerpo) son adecuadas para el análisis.

Para la prueba de paternidad se suelen utilizar muestras de saliva, ya que la sangre es más difícil de obtener y el pelo no siempre se puede asignar claramente. Para obtener la muestra basta con un hisopo de la mucosa oral.

Una prueba de paternidad requiere al menos dos muestras: una del niño y otra del posible padre. En el caso ideal, también conviene analizar una prueba de la madre. Los resultados permiten descartar la paternidad o clasificarla como muy probable.

¿Qué fiabilidad tiene un test de paternidad?

Las muestras obtenidas del niño y del posible padre se examinan en el laboratorio. De este modo, la paternidad puede descartarse al 100% o establecerse con una probabilidad del 99,9%. Una prueba de paternidad sólo puede indicar probabilidades, aunque a veces sean muy altas.

¿Qué tipos de prueba de paternidad existen?

● Prueba de paternidad sin validez legal mediante genotipado de 16 STRs nucleares (padre/hijo o madre/hijo)

● Prueba de paternidad con validez legal mediante genotipado de 16 STRs nucleares en muestras identificadas con cadena de custodia (padre/hijo o madre/hijo)

En Genosalut disponemos realizamos la prueba de paternidad informativa, la prueba de paternidad con validez legal y huellas genéticas.

Si te gusta nuestro blog, suscríbete a nuestro newsletter

¿Qué es una prueba de paternidad?
Artículos relacionados

Compártenos si te ha gustado

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

Nos puedes seguir en nuestras redes: